SANTO ROSARIO DE SANACIÓN Y LIBERACIÓN DE LAS LAGRIMAS DE NUESTRA SEÑORA DE FATIMA

sábado, 25 de febrero de 2017

Soy el loco del amor

Soy el loco del amor 

Noviembre 11/07   4:44 p.m. 



Jesús dice: 

Es mi aroma, pequeños míos. Os he traído en esta tarde, pequeños míos, para daros descanso a vuestros corazones fatigados. Os he traído, para que bebáis en las fuentes de mi Divino Corazón y saciéis la sed de Mí. 


Sentid mi aroma, aspiradlo suavemente para que este olor os invada todo vuestro ser. Mi aroma arrasa con la fetidez y con el mal olor que un día vuestro pecado os contaminó todo vuestro corazón.



 Os amo tanto que si miráis hacia el cielo, allí me encontraréis; que si miráis a las estrellas, allí me descubriréis; si miráis la luna allí os hablaré; si respiráis, allí me percibiréis; si bajáis a vuestro corazón, allí susurraré palabras como loco enamorado. Soy el loco del amor y os invito a que viváis en esta locura, locura que os saca del mundo, de sus falacias, de sus falsas seguridades, del consumismo y del pecado, que origina densas neblinas para la tierra. Os amo, para que respondáis con amor a mi amor.

 El amor  ablanda  corazones  rocosos;  el  amor  derrite corazones de hielo; el amor abre puertas oxidadas, cerradas a mi amor. (Veo una puerta grande antigua, finamente tallada, con aldabas grandes, doradas y brillantes).


 Estas puertas se abrirán,  pequeños  míos,  en   las   moradas   del  cielo, después de haber cumplido vuestra misión en la tierra. Si murierais definitivamente al mundo, viviréis eternamente para el cielo; sembrad, cosechad frutos para que los recojáis en la siega, para que os presentéis con vuestras manos llenas y vuestros corazones plenos de haber cumplido, en todo, mi Divina Voluntad. 



 Luego, de un espacio de tiempo, añade: 

A esta obra os regalaré un Cristo, en el que obraré prodigios, milagros y manifestaciones de mi amor. Todos, aquellos que se acerquen con fe, percibirán mi mirada y los latidos de amor de mi Divino Corazón. 

Mi Corazón se derrite por amor a vosotros, porque recibo amor verdadero de cada uno de vosotros. Pequeños míos, conservad con mucha reverencia y recelo la reliquia que os recuerda mi Pasión y crucifixión. 

Cuando estéis en oración, besad y adorad mis Sagradas llagas que, Yo, sanaré las llagas de vuestros corazones. 

Mes y medio después, el Señor dio el siguiente mensaje, haciendo referencia al Santo Crucifijo de las Divinas Gracias, nombre dado por Él, que contiene 33 letras, en honor a sus 33 pasos como Cristo Crucificado: 

Santo Crucifijo de las Divinas Gracias 




HALLARÉIS MENSAJES DE CONVERSIÓN

Revelaciones dadas a un alma a quien Jesús le llama cariñosamente Agustín del Divino Corazón 



EN LAS FUENTES DE MI DIVINO CORAZÓN II


Ejercito Mariano Internacional

Creced en la penitencia y en la mortificación

 Creced en la penitencia y en la mortificación   0ctubre 31/07   8:45 p.m.  Jesús dice:  Mi pequeño Agustín:  Cómo me compla...